sábado, 19 de noviembre de 2011

LOS FRUTOS DE LAS “REVOLUCIONES DEMOCRÁTICAS” DEL MEDIO ORIENTE

¿Revoluciones democráticas o golpes cívicos militares de la OTAN? La respuesta está en diferenciar intereses económicos y la lucha por los derechos humanos.

"Los egipcios exigen que el poder sea traspasado al gobierno civil, como fue prometido tras la salida de Mubarak, y protestan contra los cambios en la Constitución, propuestos por el actual gobierno militar. Las enmiendas, previstas para la Carta Magna, darían al Ejército prerrogativas tales como el control del presupuesto y la autonomía del Parlamento y del Gobierno.". Articulo completo en: http://actualidad.rt.com/actualidad/internacional/issue_32607.html.

Las protestas se han desencadenado de nuevo en la plaza Tahrir de El Cairo, sin ton ni son pues carecen del oportunismo mediático para el que fueron implementados inicialmente con el apoyo de periodismo global imperial-intervencionista bajo la fachada de la defensa de la “democracia” y de la "libertad", ahora han devenido simplemente en simples protestas bullangueras callejeras reprimibles como en “cualesquier democracia” (tal y como sucede en los EEUU con los indignados de Ocupa Wall Street que enfrentan también fuerte represión policial ante quienes se han convertido en apestados que ensucian con su presencia las calles de WS y que distan mucho de ser denominados “convenientemente” como “revolucionarios democráticos”) sin el menor interés de la OTAN por intervenir (mucho menos) ni de su prensa acólita por divulgar con entusiasmo. Las preocupaciones de algunos respecto del uso del terrorismo mercenario filo Al Qaedista (ahora made in OTAN) en este caso egipcio si bien es una posibilidad no es probable en este país. Lo que sí es probable es una manipulación de los medios y de presuntas distensiones contra “enemigos ficticios” como es el caso de Israel, una buena manera de distraer a los egipcios y no perciban que los “cambios” son simplemente infundios que tendrán que tragárselos puesto que ya no es factible ninguna otra “revolución” que convenientemente podrá ser tildada de “terrorista” por la “democracia” egipcia. La decepción al contubernio imperialismo-humanitarismo le llegó, es hora de despertar del sueño (por no decir sueño americano) y poner los pies en Tierra, es decir, a casa, a trabajar y a seguir soñando con que internet es una fuente de “revolución” “democrática” (ni qué decir del cacareo de la prensa oficialista que se queja de toda forma de protesta, como en nuestro país, horas trabajo–horas dinero incluso medido en millones de soles o en millones de dólares en pérdidas).

El caso de Siria ha venido degenerando como consecuencia de la influencia directa de estas presuntas y mal llamadas “revoluciones democráticas” del medio oriente donde la relación aparentemente biunívoca de imperialismo-humanitarismo se ha quebrado de modo desastroso y delincuencial-criminal en el caso específico de Libia, la muestra más palpable y nítida de la verdadera razón de ser de estas mal llamadas “revoluciones” “democráticas” organizadas por la CIA y exportadas (con sus mercenarios y armas incluidas) de los países que configuran la órbita pro occidental e interesadas en hacerles más que el juego político como gobiernos mercenarios (caso de Turquía que no se cansa de hacer fintas de ‘conflictos’ con “su enemigo” Israel como un remedo del caso egipcio).

La fiesta del chivo, digo, para la alegre fiesta del español Vargas Llosa y la angustiante fiesta del libio Hernando de Soto llegaron a su fin.

AL RESCATE DEL SISTEMA UNIPOLAR

A EEUU como cabeza de la OTAN no les queda más que iniciar nuevamente (reeditar) la Guerra Fría primero con Rusia (donde la fuga de capitales este año -64 mil millones de dólares- han sido casi el doble de las del año pasado) en razón a que las condiciones que se están instrumentando como consecuencia de la crisis global apuntan a afectar (eliminar) el Euro para volver a hacer prevalecer (mantener) al dólar como moneda principal de transacciones económicas-financieras en Europa, algo que hiere el ego constructivista de los europeos. Esta es la razón fundamental del primer ministro británico David Cameron de intentar presionar a los demás países miembros de la euro zona a que se conviertan doctrinariamente en esa dirección (es decir, echar por tierra los sueños de la euro zona quizá con la promesa sionista de ser temporal hasta que la competencia China sea redefinida adecuadamente –léase política militarmente- en un nuevo contexto que les convenga solamente a ellos con EEUU nuevamente a la cabeza y así por la eternidad).

Posteriormente se intentará proceder del mismo modo con los países del Asia u oriente próximo (por ejemplo India, movilizando para ello a su aliado de aventuras del terrorismo mercenario de su Al Qaeda, Pakistán) con el pretexto principal del peligro de las armas de destrucción masiva (que para hacerla más creíble ante la opinión global “sacrificarán” incluso a Israel con ese fin) en probable combinación con “revoluciones democráticas”. Luego con la China continental que tiene al Yuan como peligro monetario frente al dólar con el riesgo de desplazarla (como argumentan ya algunos analistas) del escenario sino global.

EEUU, la OTAN y demás aliados están ahora frente a desafíos impensados (excepto la de los iluminados del ‘sucio’ Wall Street en contraste con la de la ingenuidad europea y asiática de entonces) hace más de una década. Las mentiras sobre los que soportan su intervencionismo y demás argumentos “democráticos” han sido tiradas por los suelos en los hechos.

El conflicto económico-financiero-político-militar global ya tiene otros tintes, otros matices (donde hasta el FMI o Fondo Monetario Internacional a la cabeza de Christine Lagarde –amén de otros organismos financieros aparentemente pasivos- ha adquirido un papel muy preponderante para ponerla al servicio de este plan intervencionista principalmente norteamericano), ya no es suficiente hacer chupar a la gente el dedo de la “lucha contra el terrorismo” (aunque en Latinoamérica todavía se puede instrumentar-traficar, y en Libia me reafirmo, será foco de exportación del terrorismo mercenario y fantoche de Al Qaeda en función a los intereses intervencionistas de EEUU y de la OTAN en toda el África que ha de adquirir ribetes de invasión-intervencionismo racista) o el de las “revoluciones democráticas” o ese del de las “armas de destrucción masiva” (la amenaza nuclear como en el caso de la vergonzosa, terrorista y genocida invasión a Irak).