domingo, 18 de noviembre de 2012

MOVILIZACION DE ARGOLLEROS UNIVERSITARIOS EL MARTES 20 DE NOVIEMBRE EN LA CAPITAL LIMEÑA


A pedido del Premier Jiménez del gobierno neoliberal nacionalista de Ollanta Humala, los representantes de varias universidades junto con los estudiantes universitarios acólitos del argollerismo político y profesional se movilizarán este martes 20. Usted podrá conocerlos por las calles, vía televisión y/o por fotografías de medios periodísticos.

En una clara manifestación política de quienes hasta ahora venían desempeñando su trabajo argollero por lo bajo, con convocatorias a concursos por formalismo legal, dizque promotores de la superación y de la calidad educativa y profesional, defensores acérrimos de la “ética profesional”, este martes lo harán sin desparpajo bajo la premisa de oponerse al Movadef por su presencia en las universidades y demandando una paz que ni ellos mismos garantizan ni promueven en la práctica, es decir, una paz y desarrollo solo del de ellos.

Todos los que no asistan correrán el riesgo de ser señalados como anarquistas, ultra radicales o pro senderistas, aunque irrelevante, el único riesgo que correrán será la de no ser aceptados en sus círculos profesionales y de empleo (ende en las empresas públicas y privadas) pues al día siguiente de esta marcha, el miércoles, se tendrán que ver las caras en los pasillos de los claustros universitarios, nombre por nombre, y en función a ello ser favorecidos con ventajas profesionales y de empleo o marcados-marginados para siempre en sus carreras profesionales.

¡No falte, esa es la única garantía de su superación profesional, laboral y social en este país!

El pretexto es el rechazo a posturas ideológicas violentistas como dizque representa el Movadef sin siquiera ser una agrupación con personería jurídica (no está reconocido como partido político por la legislación actual) sino tan solo una agrupación de personas naturales también con derechos constitucionales, tengan o no tengan la autorización-liderazgo del prisionero de guerra Abimael Guzmán para hacerlo (del que su desaparición física está próxima y antes se ensaya lúdicamente con él escenarios diversos para satisfacer el ego y la inteligencia de la reacción).

No hay riesgos; los representantes universitarios han conseguido que Seguridad del Estado les garantice la libertad de expresión y su participación durante esta movilización por la lucha a favor de su paz y su democracia, verbigracia, por garantizar sus argollas también.

Aquellos que no comulguen ni simpaticen con esta movilización, a mi modo de ver, no tienen nada que ganar ni nada que perder pues las cosas ya están definidas desde hace más de 30 años atrás, y aún mucho más atras; es netamente un problema estructural que ni la inteligencia actual de la reacción podrá resolver mas que solo con cortinas de humo, generación de enemigos mediáticos potenciales para aglutinar a la población, ensayos de conflictos de laboratorio, entre otros, para encubrir convenientemente la nueva crisis social ya en ciernes, y en razón de ello para tomar medidas antisociales y antilaborales (caso de la Ley de Reforma Magisterial) en el circo del payaso Ollanta.