jueves, 15 de noviembre de 2012

SE FRAGMENTA LA UNIDAD CHOPQA-AMBATO ANTI MAGISTERIO


Todo parece indicar que se está comenzando a fragmentar el clima anti magisterio generado durante la huelga nacional indefinida en varias comunidades o propiamente dicho Centros Poblados que se agruparon bajo el liderazgo Chopqa tales como Castillapata, Ambato Centro, Pucapampa, Ccasapata (todos ellos bajo la denominación de Ambato, la sede del “nacionalismo” humalista), con la finalidad de enfrentarse al magisterio bajo la premisa difundida por los representantes de la UGEL, DRE y Gobierno Regional de Huancavelica entre otros interesados como los representantes del Gobierno Central a través de sus Comités del Partido Nacionalista en esta zona argumentando que la tan mentada privatización de la educación por parte del SUTE Huancavelica era una tremenda mentira a través del cual queríamos sorprenderlos y que la verdadera razón era que no queríamos trabajar, que no queríamos ser evaluados, entre otros.

El resultado de ello fue la elaboración de un documento general por parte de esos Centros Poblados remitido a las instancias educativas respectivas exigiendo que los docentes se retiren de dichas instituciones existentes en aquellos Centros Poblados, que a partir de marzo del 2013 sean otros docentes quienes si quieran trabajar y no hagan huelgas que perjudiquen a los niños.

Había, en un artículo anterior, mencionado que aquí en Castillapata los pobladores del Centro Poblado y los docentes presionados por las circunstancias mediáticas, elaborado un Cronograma de Recuperación a exigencias de la población sin tomar en cuenta aspectos tan importantes como el agotamiento físico y mental de los educandos al someterlos a horas de recuperación desde las 08 am hasta las 04 pm, una situación que inicialmente se vino ejecutando con “normalidad” ajustado a diciembre como fecha de clausura de las labores escolares pero que provocó no solo el agotamiento de los niños sino también de los docentes quienes llegábamos a nuestras casas tan solo a dormir cumpliendo a medio culminar con la documentación exigida, incluso con la improvisación de las actividades plasmadas en la elaboración de los diarios o sesiones de aprendizaje.

En razón a ello, se convocó a una reunión netamente de padres de familia en la institución educativa donde mediante votación (al margen de expresiones aberrantes y arrogantes, fuera de control, de presunto o ficticio poder popular e insultante frente al magisterio local) por mayoría se decidió modificar el Cronograma de Recuperación de Clases reduciéndose las horas diarias y tomándose los sábados de manera alternada hasta el 19 de enero del 2013. Hubo un sector de padres que se abstuvieron de votar en razón a que según ellos ya lo habían hecho en la primera reunión en la plaza del Centro Poblado de Castillapata además de ser una forma de estar quebrando la unidad lograda bajo el liderazgo Chopqa de oponerse a la lucha sindical del SUTE Huancavelica dadas las razones arriba expuestas.

Todo parece indicar que a raíz de habérseles mostrado el documento periodístico que menciona textualmente las palabras del Ministro de Economía y Finanzas respecto a que la privatización de la educación (y también del sector salud) no solo es un hecho sino que ya se viene instrumentando desde hace muchos años atrás, provocó que la resistencia a cualesquier manifestación magisterial huelguista se fragmentara progresivamente.

Lo que uno puede deducir es que los únicos que todavía persisten en esa resistencia absurda y sostenida en base a esos argumentos falsos y mentirosos son los defensores gubernamentales del nacionalismo que se tragan por razones políticas y politiqueras las aseveraciones falsas de “la gran transformación” humalista que disfrazan a la “Hoja de ruta”, el acuerdo neoliberal por el que ni siquiera los pobladores de estos lares votaron por eso y todavía no están enterados bajo la creencia miope de que “su gran Pachacútec Chanca” los conducirá al poder en el amplio sentido de la palabra.

Lo que viene sucediendo en Castillapata es una muestra de que las razones del uso de la verdad no se pueden sostener con mentiras; que no se puede engañar a la gente salvo que así lo acepten cómplicemente, su parte de responsabilidad social. Esto parece ser el indicador de indicios de represión o de represalias contra los pobladores “que no piensen igual” del mismo modo como sucedió durante el gobierno del Alan García Pérez.

En los demás Centros Poblados persiste aun la sensación de que los maestros tienen puesta una soga al cuello que la población ajusta o suelta a su capricho.

Aquí en Castillapata, el domingo pasado 11 de noviembre, el aula donde me desempeño sufrió el ataque por parte de estudiantes de secundaria que tienen familia en Castillapata pero que estudian en Ambato Centro. La fotografía muestra el intento de querer romper el vidrio sobre el que está pegado la fotocopia de las aseveraciones privatizadoras del Ministro de Economía Luis Castilla. No solo rompieron levemente dicho vidrio sino que rompieron el vidrio de la parte inferior dejando un agujero. Del mismo modo, luego procedieron con el aula contigua rompiendo totalmente un vidrio y de igual modo con la siguiente aula. Dichos jovencitos conocen las implicancias sociales y políticas-politiqueras de un artículo como ese que tira por los suelos el soporte sobre el que los pobladores de la jurisdicción de Ambato en general y la opinión pública construyeron su resistencia a la justa huelga magisterial.