viernes, 16 de agosto de 2013

PCP EN ARMAS, ÚNICO PARTIDO QUE AGLUTINA, PROMUEVE LA UNIDAD EN LOS PARTIDOS REACCIONARIOS EN EL PERÚ. CHUPONEOS Y REGLAJES NEGADOS POR PEDRAZA



                                                                                                     Congrezoo

Es indiscutible, el Partido Comunista del Perú en armas es el único partido en el Perú que promueve la unidad en las fuerzas políticas reaccionarias de nuestro país y de pasadita esta acción promueve el aprovechamiento político del gobierno como bien han argumentado diversos analistas políticos.

No hace mucho se iban a comer hasta las uñas, meterse puñetazos, codazos, pedos, eructos, vómitos, cuchilladas en  nombre del show teatral de la libertad del juego democrático, de presuntas “oposiciones”, de la “independencia de poderes”, toda una reverenda cojudez pero necesaria para hacer viable esta ‘democracia’.

Bastó una acción armada de bombardeo con asesoría y tecnología israelí norteamericana para que todo ello haya quedado atrás y más aún con el lanzamiento “oportuno” de la emergencia de la crisis en el Perú que viene a ser un argumento de mayor peso que ha tirado por los suelos cualesquier “oposición” farsante y teatrera. Digo oportuno pues no nos habrían dicho nada al respecto si las cosas no hubieran discurrido como hoy, es decir, nos habrían seguido diciendo que nuestra economía está “blindada” como lo han hecho desde el gobierno de Alan García cuando se declaró oficialmente la crisis a escala global.

Vivimos en un país donde el show de la justicia es eso solamente. Por ello no es de extrañar que la corrupción esté institucionalizada y que la lucha contra esta no es más que maromas de los gobiernos de turno para pasarla piola (de repente Nicolás Maduro está en esa línea). De allí que García haya salido libre y blindado de los crímenes de guerra cometidos durante su primer gobierno. Ahora se pretende salvar al delincuente terrorista Alberto Fujimori Fujimori dado que no se corresponde tratos diferenciados solo por ánimos revanchistas y vengativos de quien no solo es el padre del hasta ahora desarrollo peruano sino de la actual crisis emergente por ahora.

La actitud de la Keyko afirmando pendejística y electoralmente de que el comandante Humala es el culpable de que la crisis se haya puesto de manifiesto ahora es una tomadura de pelo muy infantil. La crisis tiene un carácter global, el Perú también ingresó a la crisis el 2008 y para quienes comprenden mejor las cosas, se perfilaba desde antes de los atentados del 11S en New York y a ese carro de terrorismo blanco conscientes de los peligros es que los diferentes gobiernos tales como Toledo y García se subieron a dicho coche a ser copartícipes del desarrollo del Binomio de Bush (alianza estratégica entre el imperialismo y Al Qaeda que no prosperó en el país ni con la reunión en el ex SIN entre Vladimiro Lenin Montesinos Torres y Osama Ben Laden).

Lo que nos quiere decir la Keyko es que el Ollanta Humala no puso mano dura, decidida (el García dice también que: “no es crisis, son dos años de indecisiones”) y contundente (no tanto al estilo de Cipriani de eso de los derechos humanos como cojudez) en el caso Conga y que ella sí lo habría hecho para evitar esta crisis que enloda y desprestigia el legado de su famoso padre en contraste con su carita de cojuda linda que pone cuando hace campaña electoral allá por las tierras del queso cajamarquino para ganar votos. Tienen algo de razón, específicamente el García, el jefe de las portátiles puenting y de los desubicados marchantes apristas al chongreso en las últimas protestas como contra las repartijas (¿acaso eso de las repartijas no haya sido ya un preludio de lo que se iba a venir?, creo yo que en términos concretos sí como concreción legal en el Chongreso peruano del modelo neoliberal en el país durante este gobierno pero no en términos políticos y politiqueros).

Que nos la hayan estado ocultando convenientemente mediante maquillajes y shows (como esa de la “oposición” constructiva o destructiva), como muchas otras cosas, típico desde el inicio de la época republicana en nuestro país, es otra cosa.

Lo único concreto con el llamado a la unidad de todos los partidos frente a la crisis es que todos, absolutamente todos los escándalos que se vinieron investigando terminarán en los tachos de los basureros de los congresistas que hasta hace unos días eran unos tigres, unos leones, unas hienas hambrientas y sedientas, unos coyotes, unos lobos, unas locas rabiosas, sedientos de venganza, digo de “justicia”, de “lucha contra la corrupción” y hoy se han convertido en unos lindos gatitos casi de adorno por obra y gracia no del espíritu santo sino de la acción militar contra el PCP en armas y el anuncio oficial de la crisis en el Perú.

Al margen de las acciones del PCP en el Perú, la verdadera oposición es la que recién irá tomando forma en las calles de nuestro país a medida que las recientes leyes de reforma gubernamental se vayan poniendo en ejecución en el contexto de crisis mediática y de nuevo centralismo forzado por las circunstancias. Ideal sería para Ollanta que Al Qaeda aterrizara en suelo peruano para salvarle la fama, la presidencia y principalmente la gobernabilidad del que la mexicanización del país es la carta más extremista propio del terrorismo blanco.

Sino, veamos algunas situaciones ligadas al respecto que nos hacen recordar la época funesta de la dictadura cívico militar Fujimontesinista. Lo siguiente ha sido tomado del diario El Comercio con fecha del 28 de mayo del 2013:

El ex asesor de la PCM, Carlos Tapia, advirtió que la Dirección Nacional de Inteligencia tiene capacidades ejecutivas y normativas similares al SIN de Vladimiro Montesinos.

“La DINI es el órgano coordinador y rector del Sistema Nacional de Inteligencia, donde está el sistema de las Fuerzas Armadas, de la Policía Nacional, del Ministerio del Interior, pero últimamente con un Decreto Legislativo 1141 del 2012 le dan también capacidades ejecutivas y, en ese sentido, sí se parece a las calificaciones que logró tener el SIN de Montesinos”, dijo.

“Es decir tener capacidad operativa, además de órgano coordinador, eso es lo malo, porque la doctrina de Inteligencia dice que los aparatos que actúan de Inteligencia, ellos mismos no pueden ser supervisados, pero si le das a un mismo aparato el planeamiento, la ejecución, la supervisión, y la evaluación, ya eso es bien riesgoso”, agregó.

 Consideró que “debería ser un aparato de Inteligencia que hace las operaciones, porque otro aparato es el que planea y otro aparato es el que supervisa, eso es lo que dice la doctrina de Inteligencia”.

En diálogo con Radio San Borja, el ex asesor de la Presidencia del Consejo de Ministros sostuvo que la actual norma faculta a la DINI a tener competencias en la elaboración de inteligencia en los campos no militares, que son los económicos, políticos y sociales.

Tapia opinó que la capacidad ejecutiva puede ser una tentación para la DINI, porque tienen todas las herramientas para realizar seguimiento e interceptación telefónica a políticos oficialistas o de oposición.

“Yo sí estoy de acuerdo de que el Sistema Nacional de Inteligencia, del cual la DINI es el órgano rector, tiene que tener un control democrático porque las tentaciones de chuponeo, de seguimiento, no solo a políticos de la oposición, sino a políticos del propio gobierno, puede ser una tentación que derive no en un montesinismo, yo creo que no se repiten este tipo de procesos, pero sí en la utilización para obtener una información de lo que se dice es mantener la seguridad nacional”, refirió.

El analista político reiteró que el seguimiento no solo se aplica a los opositores, sino también en el interior del oficialismo.

“Estoy seguro de que al interior de la bancada de Gana Perú también están buscando (información), porque no consideran que es un partido con principios, programático, sino una junta de gente que ha sido recolectada con intereses propios. Tan cierto es que han decidido que Jaime Delgado sea el próximo presidente (del Congreso) no siendo miembro del Partido Nacionalista, en cambio Abugattás que estaban en campaña con Otárola, ya no. Con seguridad, tienen chupones, etc.”, acotó. (http://elcomercio.pe/actualidad/1582189/noticia-carlos-tapia-gana-peru-tambien-sonchuponeados-dini).

Hace más de dos meses atrás estas palabras fueron dichas por Carlos Tapia y por otros personajes más motivo por el que ayer se le interpeló al ministro del interior y todo quedó por supuesto en una compra de rifas pro beneficencia social dado la oportuna unificación de criterios promovida a instancias de la acción militar contra el Partido Comunista del Perú en armas.

Se ha argumentado de que dicha Brigada Lobo no responde a órdenes de nadie excepto la del comandante Ollanta Humala (como él afirmó recientemente dizque ‘opera desde inicios de su gobierno’) y cuenta con una ‘total independencia de acciones y decisiones’. Tarde sale el ministro de defensa Pedro Cateriano a desvirtuar eso cuando ya se dijo todo aquello y encaja en cierto modo con lo arriba formulado por Tapia.

Obviamente, los de la “oposición”, lo mismo que Tapia, muy poco o algo de preocupación deberían tener respecto de lo evidenciado con la emboscada al PCP en el VRAEM puesto que este partido político-militar es la verdadera y única ‘oposición’ en el país.

Ciertamente, la copia del escenario mexicano (que denomino como mexicanización) será estrenado en un contexto que han de determinar las fuerzas de seguridad peruanas (y la embajada norteamericana) teniendo en cuenta también la política intervencionista e intromisionista implementada por esta fuerza de oposición en armas. Obviamente, si desapareciera el PCP sería más fácil la implantación de dicho modelo mexicano donde a instancias de las fuerzas de seguridad mexicana los narcos de “Los Zeta” sirven para lograr una adecuada administración del estado mexicano aunque sean altos los costos civiles y el necesario caos social dado que a los asesores israelíes norteamericanos les importa realmente un comino dichas consecuencias y hasta han aseverado que no es culpa que ellos estén entrenando a los militares y estos luego se pasen al servicio de los ‘Zetas’ (‘casualidad’ se llama eso).

Al parecer dichos escenarios “le están tentando” también al ex presidente colombiano Álvaro Uribe en el nuevo contexto de la crisis latinoamericana como se está poniendo en evidencia con sus últimas afirmaciones pro electorales, al decir casi proféticamente que los narcos y las FARC se enfrentarán en algún momento por el control del narcotráfico (qué casualidad también). Quién sabe Uribe también termine diciendo que el Estado colombiano entrena a los militares pero no tienen la culpa de que estos se pasen a las filas de sus narcos.

El problema central hoy en el Perú no es el narcotráfico (México es la viva muestra, la prueba de lo que afirmo), el problema central es el accionar de la guerrilla maoísta la que podría producir, según las circunstancias, en las fuerzas que comanda Ollanta, el síndrome Madre Mía. Eso no será ningún problema dado que aquí se ‘unifican criterios’ y Ollanta es ahora el Hijo Predilecto de la Embajada norteamericana en el Perú, así que todo ok y que organismos como la CIDH son parte del corrillo latinoamericano para hacer la finta.