sábado, 30 de enero de 2016

LA POLÍTICA RACISTA DE LAS ESTERILIZACIONES FORZADAS DEL FUJIMONTESINISMO. SITUACIÓN NACIONAL E INTERNACIONAL EN VERSIÓN DEL PUEBLO SABIO

¡El pueblo lo hizo! El presidente o presidenta de la democracia representativa en el Perú a imagen y semejanza de su creador. Copiando de la web estoy plagiando.

Comprendemos la manifestación de la Keyko Fujimori Higuchi, candidata a la presidencia de la república del Perú de utilizarse la política de esterilizaciones forzadas del gobierno de su padre con fines politiqueros contra su postulación por parte de la competencia. El siguiente artículo no apunta contra la Keyko bajo ninguna intensión más todavía dado la no disponibilidad de argumentos y razones sostenibles que involucren a la ex primera dama en esta política de esterilizaciones forzadas.

Las razones para las esterilizaciones pueden ser variadas. Para que haya devenido en forzadas solo las podemos especular en el contexto preventivo del gobierno Fujimontesinista de atribuirle la acumulación de grupos humanos marginales a la migración de los hombres desde el campo o desde las zonas rurales hacia la ciudad o zonas urbanas como es el caso de la capital limeña.

No nos parece inapropiado o inconveniente el hecho de que se haya querido evitar la migración por esa vía del uso de la mentira para convencer a los involucrados, combatir la pobreza a través de impedir que se reproduzcan irresponsablemente el que aparentemente de manera indirecta o involuntaria se asumía que dicha reproducción irresponsable de los hombres del campo alimentaba en teoría a la subversión senderista y emerretista en el país.

En pleno desarrollo de la guerra interna, no solo se prohibía la lectura de libros marxistas, leninistas y maoístas, no solo se prohibía que se formaran grupos folklóricos de zampoña o que se escuchara música del ande que servía para que alrededor de estos grupos se aglutinaran los subversivos. Hacía falta ir más allá, es decir, a la fuente potencial, a las gónadas masculinas y femeninas de los hombres del campo, de los campesinos y obreros de las zonas rurales que parían la informalidad en la capital y en las principales ciudades capitales de las diferentes regiones del país.

Para ello se recurrió al ofrecimiento de sacos de arroz o de azúcar para motivarlos. En otros casos ni siquiera se les consultó y los individuos varones y mujeres que denunciaron posteriormente la esterilización sin su consentimiento (menos conocimiento) y en otros su arrepentimiento por haberlo aceptado (casos que no nos importan en el artículo presente).

Lo discutible del caso es que solo se hizo exclusivamente con la gente pobre del campo, contra campesinos y campesinas entre indios y cholos analfabetos o no de las zonas rurales o zonas alto andinas de la Sierra peruana. Diremos hipotéticamente que era una fase de diseño experimental matemático por parte del matemático Alberto Fujimori Fujimori. Así, era más que ridículo ver al peruano de ascendencia japonesa vestido con chullo y poncho para identificarse dizque con esta expresión racial y cultural de los hombres del Ande.
Racista en la praxis, Alberto Kenya Fujimori Fujimori extrayendo los demonios de su cerebro. Ya está listo para el indulto. Muy matemático y calculador para cada paso que da.
Lo criticable es que no se haya tocado a nadie de los varones y mujeres de las ciudades donde el crecimiento poblacional es más amplio y sostenido (crecimiento geométrico en relación al aritmético del de los hombres del campo) o que no se haya tocado a los individuos de ascendencia japonesa o de cualesquier otra ascendencia presentes en las ciudades capitales como Lima por ejemplo.

Al parecer la necesidad de combatir a la subversión y a los factores que la alimentaban iba por eliminar aquellos que eran más débiles, más fáciles de pisotear en sus derechos humanos y libertad de decisión, es decir, casi una suerte de racismo amparado y/o ‘justificado’ encubiertamente en una situación de caos y guerra antisubversiva o contra terrorista.

Claro que no nos preocupamos por aquellos que no se consideran víctimas y les agradecen haberlos esterilizado e incluso defienden al delincuente terrorista de Alberto Kenya Fujimori Fujimori por haberlos librado de la peligrosa amenaza terrorista de Sendero Luminoso y del MRTA, al contrario, habría que esterilizarlos en masa para su beneplácito.

No nos impulsa hacer estudios comparativos de esterilizaciones forzadas con otros países donde se hayan implementado pues no es el sentido del presente artículo. Sería una pérdida de tiempo.

Desde mi punto de vista personal, creo que más que una manera de frenar la emergencia y la marginalidad social en el país (“El Otro Sendero” del Libio terrorista democrático el economista peruano Hernando de Soto Polar), subyace en el inconsciente de quienes implementaron esta política de esterilizaciones forzadas, una actitud racista pero que la enmascaran convenientemente con sonrisitas cínicas, disfraces con ropaje típico costumbrista para encubrir sus verdaderos propósitos. Lo digo a propósito de la recientemente vestida a la usanza yaulina huancavelicana de la candidata Keyko Fujimori, la hija del racista delincuente terrorista, para su protección retenido temporalmente en la base policial de la DINOES en el ex fundo Barbadillo, la cede de las operaciones especiales del fujimontesinismo “contra terrorista” en el país.
No voy a generalizar tendenciosamente la actitud paterna cual herencia para con los hijos, sería irresponsable de mi parte sugerir la manifiesta actitud racista enmascarada con su sonrisita cachacienta de Alberto Kenya Fujimori Fujimori para con la Keyko. Finalmente nuestros actos dicen más que las palabras y las poses.

Cierto, más individuos se nos cruzan por la calle (especialmente mujeres) enrostrándome mi condición de “soplón” (gratuito) al que me estoy habituando comprensiblemente. Diré escandalosamente que despreocupado porque a estos ilus@s ciudadanos “luchadores contra el terrorismo”, sus propias fuerzas delincuenciales especiales mercenarias al estilo Al Qaeda (creaciones clandestinas que ellos avalan, apoyan, ahora versión Bandas Armadas) los revienten con balas o explosivos al mismo estilo de Charlie Hebdo o de la matanza del 13 de Noviembre del 2015 en París Francia. Y yo dispuesto a festejar burlonamente en público sus asesinatos. A estas alturas, en nuestro país todavía es prematuro especular con situaciones mediáticas por venir, solo esperémoslas que las condiciones a nivel latinoamericano recién se están generando en una todavía tibia ofensiva del imperio del capital (sionista norteamericana principalmente) y de sus huestes.

Con respecto al escenario político-politiquero nacional (incluyendo el electoral) no hay nada trascendental que comentar pues el continuismo y el teatro o show circense de entretenimiento gratuito a la población peruana ansiosa por experimentar orgasmos electorales y de sentir la sensación de ser los ‘definidores’ de la voluble y endeble vida política y de los destinos del país, continua; continua la fiesta de las ratas (que no son solo la huevadita de candidatos o candidatas que llegarán al gobierno sino el pueblo en general que los elije para su ‘beneficio’, un ‘pueblo’ que sin necesidad de discusión siempre tiene lo que se merece).

Solo a manera de ‘anécdota’ electoral nos cabe comentar con respecto a quienes se dicen “de izquierda” o algo así, según ellos limpios, sin rabo de paja para los escandaletes de guerra electoral mediática (bien por ellos), pues el ‘pueblo’ lo que menos quiere es gente honesta y honrada que le impida meter mano, delinquir, robar, cutrear, hacer dinero fácil pues el pueblo es cómplice activo y pasivo de las ratas presidenciales y esta “candidata limpia y pura” de supuesta “izquierda” (con las disculpas del caso) es una pobre huevona que junto a su “gentita bien” creen que en razón a su probable pureza ganarán alguna curul parlamentaria y mucho menos la presidencia. ¡Qué tal masturbada clitoriana en público! pues ingenuidades como estas son más graves que las irrelevantes bajezas que se dicen entre los irrelevantes candidatos presidenciales. Aquí también creo que a veces plagiamos párrafos, textos sin mencionar a los autores, salvo genéricamente, para reforzar lo que queremos decir incluso eso de ‘revolucionarios’, incluso outsiders.

Dicen que el pueblo peruano es sabio, sí, así debe ser seguramente tan igual como en el resto del mundo. Solo veamos el cómico escenario venezolano al que a la mediática distracción gubernamental se ha sumado revanchista y extasiada la oposición venezolana (mayoría en el parlamento) pidiendo la vacancia presidencial. Como muchos tardíos, yo también pedí en su momento la vacancia presidencial del Ollanta Humala por mitómano más que por traidor a su condición de fingido actor candidato ‘revolucionario’ y en la praxis protector promotor del neo fujimontesinismo. Resultó ser solo una elaborada pajeada militar en público, en plena plaza de armas de la capital limeña (desde arriba de la pileta) pues el Ollanta sabe muy bien a qué amos sirve y servirá: sí, al pueblo electoral por supuesto, sin ánimos de ofender a quienes creen que la palabra ‘pueblo’ es lo más sagrado en el mundo y que ‘no saben lo que hacen’ los pobrecitos. Si en Venezuela la derecha reaccionaria es mayoría en el Congreso es porque el pueblo es sabio pues y no por otra cosa (lo mismo que con lo de las ‘primaveras’ árabes digamos que ese pueblo fue, es sabio y lo seguirá siendo aunque tengan que migrar a otros países en calidad de refugiados por sobrevivencia o vuelen como sapos por los coches bomba o los aviones de la OTAN).

Como análisis científico y concienzudo del contexto del medio oriente parece que los únicos sabios son las ratas sionistas árabes que hasta Holanda planea bombardear con sus aviones de fabricación norteamericana y aliado de estos a los miembros del EEII o Estado Islámico; ya pues dejen que yo también vaya a aniquilar a esos iraquíes suníes de miércoles ya que está de moda el dárselas, hacer la finta comunicacional de “anti terrorista” (a costa de estos desesperados vencidos  y caídos en desgracia, sino esclavos mercenarios del poder del capital imperial sionista y árabe, ahora contra su voluntad) y como no tengo fusiles, aviones, barcos ni tanques, llevaré un coctel explosivo a base de anfo y dinamita sobre el lomo de un auquénido andino camuflado de camello y prometo volarlos como a los pájaros muertos por el aire. Con ello lograré ser feliz por matar a tanto terrorista de mierda.

En el escenario nacional, así como acto casi de creación divina, las ratas elegidas serán del orgullo popular, la expresión presunta de la sabiduría popular. Ratas por voluntad popular democrática electoral. Y ¡estoy orgulloso de haber elegido a mi rata preferida, a mi rata favorita!, ¡¡¡soy una rata!!!

A la rata mascota de la Lourdes Flores Nano le dicen la ‘gata’ porque le gusta la rata mascota de Alan García Ludwig Van Beethoven Pérez, una rata que mueve muy bien la lengua clitoriana más que otro órgano, ratas en extinción pero que pueden renacer como la rata fénix.

¡QUE VIVA LA CORRUPCIÓN! Esto es copia de un texto, plagio de la web y de alguien que no conozco todavía. Buscaré región por región, país por país, continente por continente para saber quién es y así evitar el plagio. Se ve lindo y hermoso mi país con tanto chongo y arrechura electoral, eso sí sin muertos físicos que lamentar.

Talvez estoy exagerando demasiado y me falta ser positivo con respecto al pueblo y a sus candidatos y como dice la palabra de repente son bien cándidos y salen siendo excelentes presidentes y así el pueblo, las masas, dejarían de ser unas ratas. Guardaremos algo de duda por si acaso, no es bueno perder la Fe y defenestrar a las masas solo porque sí nada más…


Y que como extensión, ¿el pueblo magisterial también será una rata? Bueno al menos presuntamente no parece por los líderes que eligen representarlos a vox populi. Se me vienen a la mente profesor@s que fueron con sus estudiantes a visitar a  Palacio de Gobierno al Alan García (sin mencionar al Ollanta) y orgullosamente se tomaron fotos con él con la Reforma Magisterial elaborándose (ad portas de su discusión y posterior aprobación con el Ollanta) que en plena huelga por aquel entonces decidieron boicotearla solapadamente dándonos la espalda por la defensa acérrima de su histórico presidente casi mandándonos a la mierda que no nos servía ni para los pasajes y nosotros en las calles con nuestras broncas por la capital. Ahora están separad@s del magisterio y en la huelga pasada 2015 se pedía o sugería que se les reponga y que debía gritar por su reposición, ¿luchar por ellos cual mercenario o ellos debieron hacerlo por sí mismos? Hay cosas que no se pueden digerir menos si ya tienes la rata bien adentro y solo te queda moverte nada más (me refiero a la elaboración, la discusión y aprobación de la Reforma Magisterial). Pero el hombre allí sigue candidateando para ver si todavía le sirve al país y se sirve de ella por supuesto, como dice el pueblo sabio: ¿y quién no si los más santitos son las peores ratas? Ejemplo este bloguero rata, digo nomás, que ahora ya hasta parece pitucaso como sus apellidos.