domingo, 22 de enero de 2017

TRUMP ABRIÓ LA TAPA DE LA ALCANTARILLA DE LA CORRUPCIÓN EN WASHINGTON, PPK Y EL CHONGRESO EN PERÚ LA INTENTARÁN TAPAR.

Mal que bien, Donald Trump está dando una imagen global de que no convive con la corrupción en su país. Pero eso solo es imagen y la realidad es otra y lo veremos con el transcurso de los días y meses.

Aquí Pedro Pablo Kuczinsky lejos de destapar la alcantarilla del establishment peruano en el que está inmerso (pues el estado reacionari peruano ha sido copia fiel del entramado de las relaciones económicas y financieras de los EE.UU.), ha tenido que venir desde fuera el destape con el caso Odebrecht pero bien que sabemos solo para hacer peliculina y a través de esto PPK tiene la oportunidad de construir su poder en base al chantaje, la extorsión política solapada o directa, que le viene incluso de ‘regalo’ desde los EE.UU. de Norteamérica. Eso devendrá en control total hasta del Chongreso peruano del que los Fujimontesinistas hacen gala de independencia y autonomía en el marco de su relativa mayoría congresal pero que han demostrado que saben convivir con quienes prosiguen el modelo neoliberal y la constitución de 1993 (del que incluso no se excluyó finalmente el tipo este de Ollanta Humala lejos de haber cacareado ‘respetar’ la de 1979).

Ya todos saben que hay un repliegue global no solo de las fuerzas militares de la OTAN (lejos de hacer exhibiciones de despliegues al mismo estilo Hollywoodense  en Polonia o cualesquier país del mundo alrededor de sus enemigos económicos y de mercados, todos productos de la libre competencia establecido por la emergencia del sistema multipolar global) y que haciendo de borrones y cuentas nuevas, Trump pretende hacer lo que debieron haber hecho antes de iniciar la aventura de Odiseo Bush luego de los atentados permisibles del 11S en New York pues si bien llegó a Itaca Usa, su mujer ya fue de otro y más narizón.

La decisión de la OPEP de aumentar los precios del petróleo reduciendo concertadamente la producción explica varios aspectos trascendentales de la economía mundial.

En América del centro ni del sur ya no hay cabida para primaveras de colores pues la opinión pública ya está advertida de los propósitos de los EEUU y de la OTAN para ser más precisos con respecto a su falsa “lucha” contra el “terrorismo” o la que denominan como “narco terrorismo” (la oposición venezolana al gobierno de Nicolás Maduro es tan hueca como es la definición de “izquierda” de los chavistas, una especie de análogo del neofujimontesinismo peruano).

Las fuerzas de inteligencia operativas que desplazó por el Medio Oriente como parte de su plan de “lucha” contra el “terrorismo” ya están siendo distribuidas por estos lares para redefinir, reconquistar el mercado latinoamericano y utilizar “inteligentemente” las fuerzas existentes, las de sus amigos y las de sus enemigos. No es casual que EE.UU. protector, financiador, defensor de delincuentes terroristas en el Medio Oriente haya establecido aquí en el Perú una Base Militar en la región Apurímac con la anuencia obligada del presidente regional para lejos de simular apoyar operaciones de emergencia intentar ‘aspirar’ siquiera el control mediático del Comité Central del PCP activo en el VRAEM como lo intentaron las fuerzas especiales al mando de Alvarado Fournier en Anapati donde por una extraña suerte no fue aniquilado quizá por protección de su divino redentor.

No se extrañe el lector de “izquierda” que aquí en el Perú (dada la necesidad de configurar escenarios adecuados a las necesidades económicas y financieras del intervencionismo norteamericano más que por cualesquier otra razón) se busque reeditar ciertas situaciones de la guerra interna incluidas las de la guerra psicológica en las que tan animosamente participó la población de este corrupto y podrido estado reaccionario (no solo la prensa chicha sino hasta la prensa más reputada), obviamente en un otrora escenario distinto, oscuro y de nula comprensión por parte de la población cautiva de aquel entonces que se comía cualesquier cuento de la “lucha” contra el “terrorismo” por las razones que fueran. Ciertamente que no hay que exagerar, son otras condiciones y el verdadero delincuente terrorista global ya ha sido demostradamente descubierto incluyendo a todos sus aliados de turno con o sin uniforme policial o militar como para venirnos a sorprendernos con sus buenos modales, sus caritas bonitas y sus ojitos angelicales.



TOMADO DE: https://actualidad.rt.com/programas/keiser_report/223292-keiser-report-espanol-pasado-e991#.WIUrKnktC6A.blogger

Max y Stacy han grabado este especial de 'Keiser Report' sobre la jornada electoral junto al Javits Center, donde Clinton preveía celebrar el triunfo que le auguraban encuestas y medios. ¿Qué ha ido mal? El expresidente del Partido Demócrata de Carolina del Norte, Randy Voller, cree que Hillary no se ha ganado a los trabajadores; el escritor Mitch Feierstein señala la corrupción; y el analista crediticio Chris Whalen cree que la candidata carecía de un mensaje que atrajera a los votantes.

"Los medios dominantes se han estrellado en estas elecciones. No en vano, gracias a WikiLeaks, sabemos que estaban compinchados con los principales dirigentes del partido demócrata", comenzó su explicación Max al dar cuenta la victoria de Donald Trump en las elecciones presidenciales de EE.UU.

En ese sentido remarcó que "los medios de Estados Unidos están en manos del gobierno, de los ricos y de los banqueros" y por eso la gente "ha optado por deshacerse de este oligopolio y esta cleptocracia tan arraigados". Para el conductor "da la sensación de que el pueblo ha votado a favor de algo nuevo, aunque tenga que ser una política de tierra quemada".

Ganadores y perdedores

El escritor estadounidense Mitch Feierstein participó del programa y al respecto opinó que "la gente tiene un límite". Según él Donald Trump "ha abierto la tapa de la alcantarilla de corrupción que tenemos en Washington, dejando al descubierto sus vergüenzas".

Consultado sobre quienes ganaron y quienes perdieron en esta elección Feierstein analizó que "los principales ganadores han sido la libertad y la democracia". Mientras que en lo que respecta a los perdedores, coincidió con Max y Stacey. "Han sido los medios como la CNN, cuya forma de informar durante la campaña ha sido vergonzosa", dijo.

Por último apuntó que "el pueblo se ha puesto en pie y ha dicho 'basta', rebelándose contra el discurso político que nos llegan desde los medios dominantes". Y recordó que "el 97% de las donaciones por parte de medios de comunicación han ido a parar a la campaña de Hillary Clinton".

Los mercados y el candidato del cambio

Max remarcó como reaccionaron los mercados al triunfo de Trump con la caída de un 20% del peso mexicano respecto al dólar -ubicándolo en su mínimo histórico- y la subida del yen. "Creo que podemos estar iniciando una nueva era post-neoliberal en la que subirán los intereses, el yen, el oro y el bitcóin, mientras que, por el contrario, bajarán la Bolsa y los bonos", afirmó.

Por su parte Chris Whalen, otro de los invitados al programa y analista crediticio, subrayó que "el brexit ha sido lo que ha impulsado muchas de las cosas que están pasando". Asimismo recordó que dijo en el mes de marzo que "Donald Trump era el candidato del cambio; si no hubiera estado él, seguro que habría surgido otro".

Desde su perspectiva "igual que las encuestas sobre el brexit estaban equivocadas y la gente le hizo un corte de mangas a la élite gobernante, los estadounidenses han hecho lo propio con la élite de su país".

Los grupos de presión

En la segunda parte del programa Max dialogó con Randy Voller, cuatro veces elegido alcalde de Pittsboro, un pueblo de poco más de 2.000 habitantes en Carolina del Norte, y expresidente del partido demócrata en el estado.

Voller fue consultado sobre la decepción que implicó el gobierno de Barack Obama ya que, en campaña electoral tuvo un discurso y luego durante sus dos mandatos hizo otra cosa. "En cuanto ganas, tienes siempre a alguien detrás de ti. Cuando gané mis primeras elecciones, por solo 11 votos y a un rival al que todo el mundo decía que no podría derrotar, una de las primeras llamadas que recibí fue de un grupo de presión que representaba a una empresa de suministros públicos muy poderosa", contó el político estadounidense. "Pues bien, si ocurre eso a nivel local, imagínese con un presidente", analizó.

Finalmente, respecto al futuro de Trump en la Casa Blanca opinó que "lo que defiendan sus partidarios" será que "es un hombre que no se deja comprar ni vender". Además reconoció que "aunque en muchos aspectos no coincido con él, sí que es cierto que dice una serie de cosas que hace falta decir".